sábado, 17 de enero de 2015

Ric Cartey (Atlanta, 1937 - Palm Harbor, 2009)

Nacido en el norteamericano estado de Georgia, su verdadero nombre era Whaley Thomas. En su adolescencia se aficionó al rockabilly y empezó a tocar donde se terciara. El editor discográfico Bill Lowery le vió y le tomó bajo su protección. Ya acreditado con su nombre artístico de Ric Cartey, Lowery le editó en el modesto sello local Stars el aguerrido rockabilly "Ooh eee" (1956), que llevaba en la cara B la bonita balada "Young love", compuesta por Cartey y su novia Carole Joyner. Para estas lides estuvo Cartey acompañado por un nuevo grupo de rockabilly, especialistas también en hacer muy buenas armonías vocales, llamados The Jiva-Tones. Era tan buen disco que los de discos Capitol se interesaron en comprar "Young love" para dársela al cantante Sonny James. Este la arregló y la convirtió en número uno de las listas y a él en estrella (luego Tab Hunter haría lo mismo con el mismo tema). Pensando que tenían una mina, los de RCA ficharon a Cartey, pero poniendo poco después a sus músicos de estudio a su disposición en vez de a los Jiva-Tones. Estos se refugiaron en la discográfica de Lowery, Fox, cambiando la ortografía de su nombre a The Jiv-A-Tones, y grabando el excelente single de rockabilly "Flirty Gertry" (1957), con tan buena aceptación local que lo reeditaría discos Felsted. Igualmente, RCA reeditó el single de Cartey y algunos buenos discos más de rockabilly, destacando "Heart throb" (1957) o "Scratching on my screen" (1958), pero el éxito no llamó a su puerta y RCA, que ya tenía rockabilly de sobra desde que fichó a Elvis, se desentendió de Cartey y le rescindió el contrato. Del mismo modo los Jiv-A-Tones habían dejado Fox y como último intento grabaron el muy buen rockabilly instrumental "The wild bird" (1958) en el sello Fraternity de Ohio, antes de disolverse. Mientras tanto Cartey volvió a su tierra, donde regrabó algunos temas en el nuevo sello de Lowery, NRC, pero como tantos cantantes rocker de los años 50 tuvo que reciclarse un tanto hacia el country si quería vivir de la música tras pasar de moda el rockabilly en los años 60. Aun así es muy destacable su "Poor me" (1963) que, demostrando que su calidad no había bajado, grabó para el importante sello ABC-Paramount. Pero tras esto empezó a trabajar para Lowery, como representante de artistas, luego asociándose a él y finalmente convirtiendo en dueño de esta sección del negocio. En los años 90 se retiró a Florida, donde murió a los 72 de edad.
Músicos: Ric Cartey (voz y guitarra), Guy Barber, Dean Stevens, Bill Holden y Charlie Broome -The Jiv-A-Tones-.