jueves, 23 de octubre de 2014

Los Satélites del Twist (San Salvador, 1963 - 1965)

La Historia del rock & roll en El Salvador bien podemos empezarla con Tony Lozano, un muchacho de San Salvador que a finales de los años 50 era el propietario de una de las dos primeras guitarras eléctricas del país (la otra era de Guayo Meléndez). Por supuesto la adquirió con gran esfuerzo para intentar imitar los sonidos rocanroleros que llegaban a cuentagotas desde su abusón vecino del hemisferio norte. A principios de los años 60 conociò a Plutarco Interiano, otro chico con sus mismos gustos, y pronto formaron un dueto. Ensayaban en la calle y tuvieron la suerte de trabar amistad con Germán Mangandi, otro muchacho del barrio que tenía mayores dotes como guitarrista y que podía enseñarles algunas cosas. Pronto se les unió el hermano de Plutarco, Tirso, pero su pensamiento era seguir tocando solo por diversión. Sin embargo como eran el único conjunto moderno en esos momentos, se les requirió como teloneros de una banda española que iba a hacer un concierto tan importante como desconcertante, Los Churumbeles de España (que cantaban temas populares y folclóricos). Aceptaron, aunque no tenían ni repertorio ni nombre, solucionando esto en seguida al bautizarse deprisa y corriendo como Los Satélites del Twist completando la formación con Salvador Urrutia. Su debut como teloneros de Los Churumbeles no pudo ser más amateur, necesitando pedir prestada una semi-batería al circo del Payaso Chocolate, que la usaba para sus canciones cómicas y chabacanas, y la otra guitarra eléctrica a su dueño, el citado Meléndez. Todo para tocar una sola canción, que como no podía ser de otra forma fue "Popotitos". El problema era que Meléndez también tenía un grupo, Los Super Twisters, y casualmente ese día tocaban en un hotel, por lo que esperó impaciente a que terminasen para salir corriendo con su guitarra hacia allá. Luego ambos grupos tocaron en las mismas veladas, haciendo una especie de sana competición, y en la radio. Por desgracia la vida de los Satélites no se alargó mucho, terminandose cuando los hermanos Interiano se mudaron de vecindario. Lozano seguiría en el mundo de la música, fundando más adelante el grupo Crema Púrpura, mientras que Urrutia se centraría en los estudios (terminaría siendo abogado). En su nuevo barrio los hermanos Interiano formaron un conjunto más elaborado, llamado Los Holly Boys, que contaba incluso con bajo eléctrico, saxo y un cantante carismático y dotado llamado Oscar Olano. Por desgracia hacían un pop blandísimo, y afortunadamente cuando Olano se pasó a Los Intocables la carrera de los Holly Boys entró en franca decadencia hasta su desaparición. Los Super Twisters, mientras tanto, suavizando su estilo habían conseguido ganar el primer certamen centroamericano de rock, pero tampoco duraron mucho más. Meléndez formaría entonces el conjunto Los Mustangs (nada que ver con el homónimo español) y seguiría más o menos asociado a la música hasta su fallecimiento en el año 2014. Fueron los grupos pioneros, así como Los Fire Fingers (1965-1966), que sería el gérmen del grupo pop y psicodélico Los Supersonicos, este ya de mucho éxito en el país. Por su parte Los Intocables, un muy buen grupo ye-yé, triunfarían plenamente en el país, aunque no por eso Olano iba a dejar su trabajo de visitador médico, algo en lo que era tan bueno como cantando pues por sus grandes ventas se ganó un viaje a España como premio. Luego él y Mangandi formaron la banda pop Los Beats. Tras separarse Mangandi formaría grupos cada vez más alejados del espíritu original del rock & roll como Los Kiriaps, La Fiebre Amarilla, Vía Lactea, Grupo Amigo, etc. Olano llevó a cabo una carrera en solitario como cantante de música ligera, llegando a aparecer en el famoso programa inter-continental "300 Millones" (1975). Luego emigró a Europa (actualmente reside en Noruega) y sigue cantando y componiendo.
Músicos: Tony Lozano (voz y guitarra), Plutarco Interiano y Tirso Interiano (guitarra acústica) y Salvador Urrutia (batería)
. Como no he encontrado nada a mano de Los Satélites, no me resisto más a poner el excelente "Negro Gato" de Los Supersónicos.