jueves, 17 de abril de 2008

Alan Freed (Johnstown, 1921 - Palm Springs, 1962)

Cuando el pequeño Albert James Freed (tal era su nombre) tenía doce años su familia se trasladó a Salem. En este pueblo formó un grupo llamado Los Sultanes del Swing, en el cual tocaba el trombón. En 1942 consiguió su primer empleo en la radio, consiguiendo al año siguiente un programa propio de deportes en otra emisora vecina. En 1945 se trasladó a Akron donde consiguió un programa musical que en seguida se convirtió en el favorito de los oyentes locales gracias a que pinchaba hot jazz y música popular. Pero sería en 1951, tras fichar por la emisora de Claveland WJV, cuando empezaría a crearse fama gracias a su programa de rhythm & blues Moondog party (Freed se llamaba a sí mismo Moondog, porque aullaba como un perro -dog- a la luna llena -moon-). El patrocinador del programa era Leo Mintz, propietario de discos Rendezvous, que se había dado cuenta que cada vez más chicos blancos compraban R&B. Allí, empezó a llamar al R & B más acelerado, rock and roll, denominación que tendría éxito. Con ello se ganaba para su causa tanto a chicos blancos (con prejuicios hacía el R & B) como negros. También creó los Moondog Parties, considerados los primeros conciertos de rock and roll de la historia y que estuvieron llenos de incidentes desde el principio, algo que parecía dar la razón a los enemigos del rock & roll. Tras fracasar con su propia discográfica (Champagne), que solo consiguió editar un single de Los Moonglows, en 1954 fue fichado por la emisora WINS, de Nueva York, para hacerle la competencia al pincha-discos local Jocko, un negro pionero en poner música para ambas razas. Freed se convirtió pronto en el punto de referencia musical al promocionar a nuevos talentos negros del rock and roll, como Chuck Berry, aunque como contra-prestación inaguró la injusta costumbre de acreditarse como co-autor de algunas canciones para ganar royalties de por vida. Considerado el primer rey del rock, se hizo muy famoso, apareciendo en bastantes películas promocionales del rock ("Rock around the clock", "Rock, rock, rock", "Don´t knock the rock", "Mister Rock & Roll", "The big beat", "Go Johnny, go",...) y ganándose un programa propio en televisión. Por desgracia el programa fue cancelado, por la presión de los socios sureños de la cadena (ABC), después de que Frankie Lymon bailase con una chica blanca en él. Creó la caravana de estrellas del rock que recorría el país, algo inigualable en cuanto a calidad y cantidad de los músicos hasta el día de hoy. Lamentablemente, el 3 de mayo de 1958, un gobernador idiota cortó la luz del concierto de Holly, Lewis, Berry, Lymon y Williams en el auditorio de Boston. Alan sale al escenario y dice “esos perros de la poli quieren impedir el concierto y que nos divirtamos”. Se armó una buena tangana, habiendo hasta un apuñalamiento, y Freed fue acusado de incitar a la delincuencia juvenil. Aunque los cargos quedaron en suspenso, la emisora WINS le rescindió el contrato. Para colmo de males, en 1959, le salpicó el escándalo de la payola (las listas de éxitos no eran más que amaños de las grandes compañías discográficas) y fue despedido de sus nuevos programas de televisión y radio. Esto era tan normal entonces como hoy, los pincha-discos aceptan un extra bajo mano de las compañías discográficas a cambio de poner más el disco indicado. Sin embargo Freed, aunque lo hacía, siempre puso música que le gustaba y se negaba sistematicamente a poner las blandas versiones de otros artistas antes que las originales, y eso le honra. Hubo de refugiarse en una emisora de Los Angeles, pero cuando le prohibieron organizar conciertos de rock and roll se volvió a Manhattan a presentar concursos de twist. Quedó encasillado como pinchadiscos de twist durante la fiebre por este estilo y, disgustado, comenzó a beber en exceso. En 1962 fue encontrado culpable de dos cargos de soborno. Aunque no tuvo que entrar en la cárcel Freed fue a partir de ahí un hombre roto refugiado en el alcohol. En 1962 moría en su casa de California, victima de la cirrosis, el padre del rock and roll, a los 41 años de edad. En 1999 se hizo una película sobre su vida llamada, muy significativamente, "Mr. Rock and roll".

En su programa de televisión presenta su tema "Rock and roll boogie" junto a su Orquesta.

No hay comentarios: